Financiamiento Externo

Solo después de exhaustar todas las fuentes internas de fondos y que las necesidades de su negocio no hayan sido satisfechas, será razonable empezar a explorar fuentes potenciales de financiamiento externo. Al evaluar las fuentes potenciales de financiamiento considere las operaciones del proveedor en su país, su efectividad, y su propia experiencia y conexión con estas instituciones. Es importante hacer una búsqueda a fondo y conocer a las instituciones con las que quizá tratará.

La mayor parte de los prestamistas no invertirá mucho tiempo en discutir sus necesidades, evaluar su negocio o en analizar sus transacciones sin un cargo por tales servicios. El prepararse como ha sido descrito anteriormente en esta guía antes de un encuentro con un prestamista potencial le permitirá ahorrarse tal cargo, así como demostrar que es un empresario o gerente profesional y verdaderamente comprometido.

Similarmente, aun cuando es importante el investigar y estar bien informado sobre todas sus opciones, evite "buscar demasiado" en cuanto a sus fuentes de financiamiento: no pase demasiadas horas conversando sobre su negocio y mostrándole documentos, solo para después cambiar de opinión porque cree haber encontrado potencialmente mejores condiciones en otra parte. Infórmeles claramente en qué fase de la búsqueda se encuentra y si ellos tienen preferencia que tienen sobre otros proveedores.

Recuerde también que su prestamista se encuentra en competencia con otras instituciones crediticias y que una vez que este ha establecido una buena relación con usted, procurará mantenerlo como cliente. Después de haber determinado que usted es solvente, su prestamista será capaz de ofrecerle a su negocio un buen potencial para crecer al mejorar los términos de su préstamo en el futuro. Esta puede ser una parte vital del apoyo al crecimiento de su negocio por muchos años.

Fuentes de Préstamos

Al igual que el capital, la deuda puede provenir de diversas fuentes, incluyendo líneas de crédito de bancos o préstamos de prestamistas sociales especializados, como aquellas mencionadas en el Mercado en Línea, en la banca comercial, en empresas financieras e instituciones de microfinanzas. Las dos principales fuentes de crédito para las PYME son los bancos comerciales locales y los prestamistas sociales especializados. Ambas tienen diferentes términos, condiciones, costos y requisitos que tienen que ser cumplidos, y donde cada uno tiene ventajas y desventajas.

El pedir préstamos a bancos locales en lugar de a instituciones extranjeras generalmente tiene fuertes ventajas, cuando esto es posible, y puede resultar beneficioso para algunas partes de las transacciones comerciales, particularmente cuando se ofrece financiamiento a través del certificado de depósito en almacén. Los certificados de depósito son instrumentos negociables que son creados al convertir materia prima o productos intermedios u terminados en instrumentos comerciables. Según la disponibilidad de estos en su país, usted puede obtener un certificado de depósito al entregar su mercancía a un Almacén General de Depósito o banco de mercancías, que generalmente pertenece a un tercero. Este certificado puede después ser utilizado como garantía, con un valor de hasta el 70% de la mercancía, para obtener capital de trabajo a través de un préstamo a corto plazo de un banco nacional. También es generalmente más fácil (y más benéfico) el establecer asociaciones a largo plazo con organizaciones locales, tales como los bancos. Sin embargo, los bancos locales puede que cobren cuotas y tarifas más altas, así como tener requisitos de garantías más estrictos que aquellos de los prestamistas sociales internacionales.

Por otra parte, los prestamistas "sociales" internacionales para proveer financiamiento para la cosecha no obtenido, crédito para la exportación o crédito comercial. Ya que ellos financian mas por razones sociales que económicas, ellos ofrecerán en ocasiones mejores tarifas, requisitos de garantías más bajos y serán más flexibles al acordar la estructura del repago. Los prestamistas "sociales" pueden ofrecer también tipos de financiamiento que la banca comercial no ofrece, tales como pre-cosecha, comercial, a largo plazo, y para inversiones de capital.

Como empresa, lo más probable es que tenga que hacer uso de una combinación de prestamistas locales e internacionales para satisfacer totalmente las necesidades de financiamiento de su negocio. Puede que haya otras fuentes de préstamos disponibles, tales como bancos de desarrollo locales, empresas arrendatarias e instituciones de microfinanzas. Esto dependerá en última instancia de las condiciones del mercado local de su país.

Préstamo con garantía

Todos los prestamistas requerirán algún seguro o garantía para asegurarse del pago de la deuda. Las garantías pueden tomar la forma de bienes tales como bienes raíces, edificaciones, materias primas, productos terminados, acciones u otros activos tales como cuentas por cobrar. Las garantías sirven como una protección para el prestamista contra la mora del prestatario; en el caso de que un prestatario no pague su préstamo, el prestamista podrá embargar los activos comprometidos como garantía y usar el saldo de su venta para pagar el préstamo.

Un prestamista no prestará sumas iguales al valor total de la garantía provista debido a que no podrá vender los activos a su valor total en caso de mora. Además, sería insólito que un prestamista aceptara activos como garantía si éstos hubiesen sido comprometidos a alguna otra institución. Cada prestamista y tipo de financiamiento se diferencian en el tipo o nivel de garantía requerida, de modo que Ud. debrerá discutir éstos cuando asegure su préstamo.

Las garantías enumeradas en el Mercado en Línea y más comúnmente aceptadas por los prestamistas son: bienes raíces, contratos de compra-venta, certificados de depósito y garantías de terceros. Por favor consulte el glosario del Mercado en línea para ver una descripción más detallada de estos ítems.

Garantías de terceros

Por Chantelle Reynolds

Un prestatario potencial con garantías insuficientes puede completar su garantía a través de la Garantía de un tercero. Éstas Garantías de terceros existen para ayudar a que determinados tipos de emprendimientos obtengan acceso al financiamiento a pesar de que los fondos de sus garantías sean insuficientes. Debido a que algunas garantías de terceros pueden no funcionar con algunos prestamistas, Ud. deberá determinar si realmente necesitará una Garantía de terceros para proveer de los fondos suficientes antes de contactar a prestamistas potenciales. Ud. debería poder fundamentar esta determinación basándose en la documentación de su emprendimiento descripta al principio de esta guía. Las garantías pueden ser dadas por proveedores locales a través de fondos de garantías gubernamentales o de agencias internacionales, tales como la USAID DCA facility, Rabobank SAGF, o CORDAID. Consulte la página del Projecto de Facilidades de Garantías de FAST para una lista más completa de las mismas.

Hay tres tipos principales de garantías:

  1. Garantía de transacción / préstamo - Una garantía de préstamo, tambien conocida como Garantía de transacción, completa la garantía de un prestatario en el caso de un préstamo determinado con un prestamista determinado. Es más usado para préstamos de largo plazo, o bien para proyectos de gran escala donde los costos de transacción para asegurar préstamos de garantías para préstamos menores pudiesen ser prohibitivos.
  2. Garantías portátiles - Una garantía portátil completa la garantía de un prestatario particular sin llegar a ser asociado específicamente con un prestatario o prestamista en particular. Los prestatarios potenciales con acceso a una garantía portátil pueden comparar los términos de varios prestamistas potenciales y tener un rol más activo al momento de crear una relación con una institución prestamista que en el caso de las garantías de préstamos. Las garantías de préstamos son también las menos comunes de los tres tipos de garantías.
  3. Garantía de portafolio - Una garantía de portafolio completa un número de prestatarios colaterales en sus transacciones con un prestamista específico. A diferencia de los otros tipos principales de garantías, los fondos de las garantiás de portafolio son obtenidos más frecuentemente por las instituciones de préstamo que por los prestatarios potenciales. Estos fondos le proveen a las instituciones de préstamo la oportunidad de demostrar la viabilidad de un preéstamo de menor escala el cual puede ayudar a desarrollar sus emprendimientos a PYME sostenibles al punto de estar habilitadas a acceder a un financiamiento sin una Garantía de terceros.

Las garantías tienden a variar en términos de qué cantidad de riesgo será aceptada, la duración de los préstamos para la cual será completada la garantía, y los tipos de prestamistas con quienes se trabajará. A menudo estos fondos son establecidos con determinados objetivos de raíz social, política o económica, tales como el desarrollo de un emprendimiento local el cual podría limitar un fondo para garantizar transacciones con los bancos locales. Debido a esto, es importante que se asegure de darle la misma atención a los requerimientos y expectativas de los fondos de garantía tal como lo hace con sus prestamistas potenciales.